Los residuos plásticos en el mar suponen casi el 90% del total

Isla basura

Los residuos plásticos en el mar suponen la gran mayoría de los que hemos generado desde mediados del siglo pasado.

Según un artículo publicado el año pasado en Science Advances, la cantidad acumulada de desechos sólidos de plástico producidos desde la década de 1950 que no se han quemado ni reciclado se situaba en 4.900 millones de toneladas. Todo podría haber sido arrojado a un vertedero de 70 metros de profundidad y 57 kilómetros cuadrados de superficie, aproximadamente del tamaño de Manhattan, si hubiera permanecido en tierra.

Desafortunadamente, gran parte del plástico del mundo ha terminado en el océano, donde, disperso por las corrientes, se vuelve prácticamente irrecuperable, especialmente una vez que se ha fragmentado en microplásticos. La unión de estos microplásticos ha generado ya cinco islas de basura, dos en el Océano Pacífico, dos en el Atlántico y una en el Índico.

 

Incluso si el flujo de plástico en el mar, que supone un total de 10 millones de toneladas al año, se estancase instantáneamente, aún quedarían grandes cantidades. Pero los humanos no dejarán de ensuciar los océanos en el corto plazo. La mayor parte del plástico en los mares en la actualidad no proviene de Europa y América, sino de países en desarrollo de Asia Oriental, donde los sistemas de recolección de residuos son defectuosos o inexistentes.

Para frenar esta contaminación, al menos en la parte en la que podemos actuar, es esencial tomar medidas en los puntos de origen de los residuos. En España, más del 50% del plástico termina en los vertederos sin ser reciclado.

Tanto el reciclaje como la reducción del consumo de envases de plástico es responsabilidad de todos, tanto de quienes fabrican el producto como de quienes lo consumen.

¿Qué podemos hacer a título individual?

  • Evitar el uso de bolsas de plástico, sustituyéndolas por bolsas de tela.
  • Evita comprar agua en botella, utiliza a cambio un termo reutilizable que se pueda lavar y rellenar.
  • Utiliza vasos de vidrio y cubiertos de metal.
  • Reutiliza los frascos de cristal.
  • Evita utilizar productos cosméticos que incluyan microplásticos o productos de higiene femenina contaminantes y no reutilizables.
Share

En 2016 la Tierra vivió su año más cálido desde que hay registros. Un récord que lejos de celebrarse se debe combatir con esfuerzo y responsabilidad por parte de todos. STOP CAMBIO CLIMÁTICO es un espacio para remover conciencias y ofrecer consejos útiles y fáciles de llevar a cabo para ser respetuosos con el medio ambiente. Toma conciencia de la importancia que tiene cuidar nuestro planeta y nuestros recursos naturales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *